Ciencias Políticas

El enfoque Normativista según Glaser

Como lo mencionamos en el anterior post, existen diversos enfoques para el estudio de las Ciencias Políticas, uno de ellos es el Normativista, el cual abordaremos en esta oportunidad y para lo cual nos valdremos de lo desarrollado por Daryl Glaser.

¿Qué implica el enfoque Normativista?

Según el profesor Glaser, la aplicación de la perspectiva Normativista, implica “[…] una forma de analizar tanto a las instituciones sociales, especialmente aquellas vinculadas al ejercicio de poder, como las relaciones de los individuos con ellas, y examina a fondo de qué modo se justifican los acuerdos políticos existentes y como se justificarían otros posibles.” (Glaser, 1997, pág. 34)

Conforme a ello, este enfoque de las Ciencias Políticas puede analizar cuestiones vinculadas a (i) la justificación de la existencia del Estado y/o (ii) al desarrollo de la justicia redistributiva y las libertades.

Para la concreción de ambas perspectivas, podemos encontrar diversas corrientes, entre las que se encuentran el Utilitarismo, el Liberalismo deontológico y el Comunitarismo.

A. El Utilitarismo

En esta corriente podemos encontrar a Jeremy Bentham y John Stuart Mill, quienes proponen -desde ópticas diferenciadas- que el desarrollo de la política debe realizarse tomando en consideración la utilidad.

Jeremy Bentham. Fuente: https://ethics.org.au/

Al respecto, Jeremy Bentham objetó que el ejercicio de la política se basara en la sola especulación sobre los derechos naturales. Por el contrario, consideraba que las decisiones políticas moralmente correctas eran aquellas que buscaban más felicidad para un mayor número de personas en la sociedad, lo cual podría ser medible -por los miembros de esta- como utilidad (Glaser, 1997, págs. 34-35).

No obstante, John Stuart Mill consideró que esa perspectiva no era correcta, puesto que solo se centraba en un enfoque cuantitativo, siendo esencial la cualidad superior que pueden tener ciertos bienes sobre otros. Asimismo, consideraba que los derechos son esenciales para la utilidad general, siendo importante su protección (Glaser, 1997, págs. 34-35).

Ejemplo: Una determinada sociedad podría plantear que la explotación de una mina es importante para su desarrollo, dejando los derechos al medio ambiente además de la salud y vida de alguno de sus miembros.

B. El Liberalismo deontológico

Sus seguidores (Rawls, Dworkin y Nozick) se oponen a que se considere correcta la supremacía del bienestar colectivo sobre la del individuo, siendo -en este sentido- fuertemente influidos por Immanuel Kant. Es por ello que insisten en afirmar que “[…] la acción social colectiva también debe respetar los derechos individuales […]” (Glaser, 1997, pág. 38).

Ejemplo: Si un proyecto minero afecta intensamente derechos como la vida y la salud de parte de la comunidad, el mismo no podría ser desarrollado.

C. El Comunitarismo

Sus adeptos (Sandel y Taylor) critican el concepto liberal del yo individual que introduce a los derechos universales  abstractos, que -conforme a Sandel- “[…] es capaz de situarse en una posición privilegiada fuera de la comunidad de la que forma parte y definir y redefinir sus propósitos y compromisos sin ampararse en tradiciones heredadas […]” (Glaser, 1997, págs. 38-39)

Los defensores de esta perspectiva afirman que “[…] los derechos y deberes específicos que conforman nuestra particularidad moral

  provienen de nuestra comunidad […]” (Glaser, 1997, pág. 39). En ese sentido, en una comunidad existe la posibilidad de que sus miembros puedan trabajar a favor de un bien común y que el mismo sea, a su vez, moralmente aceptable.

Ejemplo: Existen comunidades que pueden considerar que el desarrollo de un proyecto minero si bien afecta la salud y vida de sus miembros, también podrá dar trabajo a los afectados siendo un bien valioso para la comunidad, sin dejar de ser moral.

Objeciones al enfoque Normativista

Glaser realiza el desarrollo pormenorizado de las críticas al enfoque Normativista. No obstante, del mismo, considero importantes las siguientes objeciones:

  • Solo se enfoca en el deber ser y no en lo que es la política (Glaser, 1997, págs. 41-42).
  • Los principios morales son relativos, siendo opinables (Glaser, 1997, págs. 42-44).
  • Se cuestiona que el deber ser se concrete tomando en consideración que existen diversos condicionamientos distintos a la moral (Glaser, 1997, págs. 44-46).

Trabajo citado

Glaser, D. (1997). La teoría Normativa. En D. Glaser, D. Marsh, & G. Stroker (Edits.), Teoría y metodos de las ciencia política. Madrid: Alianza Editorial.

Lima, 18 de abril de 2020.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: